Síganos en:
Llamanos al teléfono: 933 300 341
By :
Comment : 0

Consejos OLSSA: Limpieza de suelos de hormigón

Como en todos los suelos porosos, la suciedad penetra fácilmente y por este motivo, para poder tener un suelo bonito es necesario seguir una serie de pautas y consejos.

¿Cómo  limpiar un suelo de hormigón?

El hormigón es un material compuesto empleado en construcción, formado esencialmente por un aglomerante al que se añaden partículas o fragmentos de un agregado, agua y aditivos específicos.

Espacios como suelos de garajes, y suelos de naves industriales, emplean este tipo de material y en muchas ocasiones surgen dudas acerca del correcto mantenimiento y limpieza de un suelo de hormigón.

El aglomerante es en la mayoría de las ocasiones cemento (generalmente cemento Portland) mezclado con una proporción adecuada de agua para que se produzca una reacción de hidratación. Las partículas de agregados, dependiendo fundamentalmente de su diámetro medio, son los áridos (que se clasifican en grava, gravilla y arena). La sola mezcla de cemento con arena y agua (sin la participación de un agregado) se denomina mortero. Existen hormigones que se producen con otros conglomerantes que no son cemento, como el hormigón asfáltico que utiliza betún para realizar la mezcla.

El cemento es un material pulverulento que por sí mismo no es aglomerante, y que, mezclado con agua, al hidratarse se convierte en una pasta moldeable con propiedades adherentes, que en pocas horas fragua y se endurece, tornándose en un material de consistencia pétrea. El cemento consiste esencialmente en silicato cálcico hidratado (S-C-H). Este compuesto es el principal responsable de sus características adhesivas. Se denomina cemento hidráulico cuando el cemento, resultante de su hidratación, es estable en condiciones de entorno acuosas. Además, para poder modificar algunas de sus características o comportamiento, se pueden añadir aditivos y adiciones (en cantidades inferiores al 1 % de la masa total del hormigón), existiendo una gran variedad de ellos: colorantes, aceleradores y retardadores de fraguado, fluidificantes, impermeabilizantes, fibras, etc.1280px-concrete_pouring_0020

Dependiendo de las proporciones de cada uno de sus constituyentes existen varios tipos de hormigones. Se considera hormigón pesado aquel que posee una densidad de más de 3200 kg/m³, debido al empleo de agregados densos (empleado protección contra las radiaciones), el hormigón normal, empleado en estructuras, que posee una densidad de 2200 kg/m³, y el hormigón ligero, con densidades de 1800 kg/m³.

La principal característica estructural del hormigón es que resiste muy bien los esfuerzos de compresión, pero no tiene buen comportamiento frente a otros tipos de esfuerzos (tracción, flexión, cortante, etc.), y por este motivo es habitual usarlo asociado a ciertas armaduras de acero, recibiendo en este caso la denominación de hormigón armado, o concreto prerreforzado en algunos lugares. Este conjunto se comporta muy favorablemente ante las diversas solicitaciones o esfuerzos mencionados anteriormente. Cuando se proyecta una estructura de hormigón armado se establecen las dimensiones de los elementos, el tipo de hormigón, los aditivos y el acero que hay que colocar en función de los esfuerzos que deberá soportar y de las condiciones ambientales a que estará expuesto.

A finales del siglo XX, ya era el material más empleado en la industria de la construcción. Se le da forma mediante el empleo de moldes rígidos denominados: encofrados. Su empleo es habitual en obras de arquitectura e ingeniería, tales como edificios, puentes, diques, puertos, canales, túneles, etc. Incluso en aquellas edificaciones cuya estructura principal se realiza en acero, su utilización es imprescindible para conformar la cimentación. La variedad de hormigones que han ido apareciendo a finales del siglo XX, ha permitido que existan por ejemplo: hormigones reforzados con fibras de vidrio (GRC), hormigones celulares que se aligeran con aire, aligerados con fibras naturales, autocompactantes.

¿Cómo hacer la primera limpieza?

Si lo que queremos es limpiar el suelo por primera vez y quitar restos de obra, tenemos que fregarlo a fondo con agua y un producto ácido. Pinchar diluido en la proporción que sea suficiente para la suciedad de cada suelo y a continuación aclararlo con abundante agua.

Si lo que queremos es limpiar el suelo de hormigón para eliminar la suciedad formada y acumulada por el paso del tiempo, tendremos que fregar a fondo con agua y un producto Alcalino. Indicado para retirar y eliminar restos de suciedades atrasadas.

¿Cómo protegerlo?

Como el suelo de hormigón es poroso, tenemos que protegerlo para evitar que las manchas de grasa y suciedad penetren en el interior. Para ello procederemos a sellar los micro poros del hormigón con un producto sellador que se aplicará puro, una sola mano y siguiendo las instrucciones.

Una vez seca la superficie, se la aplicará un producto autobrillante indicada para suelos de hormigón de colores gris y verdes.
PAra suelos rojos se puede usar una cera específica de color rojo. Estas ceras se aplicaran puras y dándoles dos manos para aumentar el brillo y su resistencia.

¿Cómo mantenerlo?

El mantenimiento de los suelos de hormigón pulido cuando ya están limpios y protegidos resulta sencillo ya que se puede emplear cualquier producto con PH neutro. Nosotros recomendamos un producto mixto, que limpie y proteja en la misma operación.

Consejos OLSSA: Limpieza de suelos de hormigón
O.L.S.S.A se crea en el año 1984 y es una empresa de Servicios de Limpieza General, Limpieza Especializada y Mantenimiento Integral, con una amplia experiencia en su sector. Operamos en Barcelona y provincia básicamente y estamos especializados en limpieza con ozono, limpiezas profesionales, limpiezas industriales y limpiezas especiales.Gracias a numerosos años ofreciendo Servicios de Limpieza, O.L.S.,S.A. ha ido creciendo de manera sólida hasta situarse entre las empresas de mayor prestigio y calidad del sector, apostando siempre por una política de calidad, profesionalidad y adaptándose en todo momento a las demandas del mercado actual.

Síguenos también en Facebook.
O infórmese sin compromiso aquí

Nuestro crecimiento continuado se debe en parte a la realización del análisis de la situación adecuado, que realiza nuestro equipo de logística, y de la ejecución final del trabajo por parte de nuestros operarios especializados, siempre convenientemente certificados, al mando de la más moderna tecnología y utilizando los productos de la más alta calidad. Contrate nuestros servicios y no se arrepentirá, somos una empresa de limpieza Barcelona, responsable, puntual y eficiente, que ajustamos todas nuestras tarifas al máximo para lograr alcanzar siempre la satisfacción total en cada uno de nuestros clientes.

About the Author

Leave a Reply

*

captcha *